El Ayuntamiento de Sax a través de la Concejalía de Medio Ambiente ha creado Grupo de Trabajo Medioambiental, que está compuesto por Protección Civil, la empresa de limpieza municipal Fobesa, el departamento técnico y la Concejalía de Medio Ambiente y la Policía Local, que ha creado una unidad específica en esta área y ha intensificado la vigilancia contra los vertidos ilegales.

Este grupo llevará a cabo inspecciones para cumplir con la ordenanza de residuos, especialmente por propiciar vertederos no controlados de restos cerámicos o de escombros, vertidos de  sustancias peligrosas o de aguas residuales. Las actuaciones se realizarán a lo largo de todo el término municipal y tienen como objetivo la identificación  de focos contaminantes con el fin de determinar responsabilidades administrativas o penales.

En este sentido el Concejal de las áreas de Medio Ambiente, Limpieza Viaria y Recogida de Residuos, Javier Martínez, ha explicado “que los distintos estamentos trabajarán de forma coordinada con el objetivo de perseguir los vertidos de residuos sólidos urbanos e industriales que se han convertido en uno de los principales problemas medioambientales, a corto plazo, en los municipios del Alto y Medio Vinalopó. Y en este sentido Sax no es una excepción” el edil nos confirma que solo durante el mes de abril se han llegado a detectar 23 vertidos ilegales en el término municipal.

En estos casos el Ayuntamiento tiene que soportar los costes de las recogidas adicionales, y además se imposibilita el correcto reciclaje de los residuos con el correspondiente incremento de costes en la planta de tratamiento de Villena. Recordar que la Ordenanza Municipal de Limpieza y Gestión de Residuos contempla sanciones de hasta 3.000 euros para las faltas muy graves y por ello no se descarta el ponerlas en curso si es necesario.

Este grupo desarrollará tareas de estudio y coordinación de diversas medidas, como las campañas de educación en los centros escolares, la propia Administración y la ciudadanía en general. También, y como cometido específico de la Unidad Medioambiental de la Policía Local, la búsqueda e investigación de las infracciones cometidas. A este respecto Javier Martínez ha recordado que “se perseguirán los vertidos sin autorización de escombros y residuos de obras; el depósito en contenedores de basuras diferentes a las que normalmente se producen en la vivienda o comercio, así como de enseres en lugares no habilitados y de basuras fuera de las horas no permitidas o en días de no recogida”.